Edificio Judicial de MEDINA DEL CAMPO. Se van acabando las obras realizadas con el fin de mejorar el servicio público que se presta al ciudadano


14 jul. 2019



Trece meses después, parece que las obras en el edificio judicial de Medina del Campo llegan a su fin, por ahora.

Tras las realizadas para la ubicación del nuevo juzgado, el tercero de Medina del Campo, que finalizaron en junio de 2018, se comenzó con la obra pendiente durante lustros, para solventar los problemas de accesibilidad del edificio, y todo ello tras la denuncia ante la Inspección de Trabajo por parte de Comisiones Obreras, ya finalizadas afortunadamente. Y ahora llega a su fin, aunque con cuestiones pendientes de realizar, las obras para la reubicación de las dependencias del juzgado nº 2 situado en la planta baja del edificio.

Así, el Mixto nº 2 de Medina, ha visto como la ubicación de sus dependencias tiene ahora más lógica, con el Registro Civil situado nada más entrar al edificio judicial, posteriormente está la Sección Penal, el despacho de la Letrada, la Sección Civil, y el despacho de la Magistrada, todas estas dependencias ubicadas a la izquierda de la planta baja; estando en el lado derecho, unos aseos, un directorio, la clínica forense y el ascensor junto con la plataforma que salva las escaleras de la entrada del edificio, cuya puerta se ha modificado para que sea antipánico, y junto con el punto de control de seguridad, donde se ha instalado el elemento que faltaba, un escáner. Y con mobiliario (mesas, sillas, armarios,...) nuevos, que ya era hora, dejando atrás unas dependencias que parecían sacadas de "El Ministerio del Tiempo".

Lamentablemente, NO se ha ampliando suficientemente el espacio de las distintas secciones para la comodidad de todos, de los compañeros y de los ciudadanos que acuden a la sede judicial, habiendo dejado demasiado espacio de "pasillo", innecesario a todas luces, en detrimento de los lugares de trabajo, en especial de la Sección Civil.

Han sido demasiados meses en los que la normalidad no ha existido en la sede judicial de Medina del Campo, al no haberse aceptado en su día por el ministerio la propuesta de CCOO de haber traslado temporalmente a toda la plantilla a otra ubicación para realizar las obras con mayor celeridad y seguridad. Pero el cambio producido en Medina del Campo, con las tres intervenciones realizadas en este último año, ha producido un cambio muy importante en la sede judicial, en beneficio de los compañeros allí destinados, y de los ciudadanos que acuden a la misma, a los que se les puede prestar un servicio público en mejores condiciones.

Desde CCOO seguiremos trabajando para mejorar los aspectos que quedan pendientes.

Imprimir artículo